TRAUMAS CRANEALES Y DIETA INADECUADA, CAUSAS DEL ALZHEIMER

Se abren nuevas vías en la prevención del Alzheimer y otras demencias

Científicos de la UCLA (Universidad de California Los Ángeles) creen haber encontrado el motivo por el que  las contusiones craneales pueden inducir el desarrollo de la Enfermedad de Alzheimer (EA).

El motivo sería la falta de regulación de cientos de genes, lo que también puede originarse por una dieta inadecuada como sería aquella que contuviera cantidades elevadas de fructosa.

El hipocampo, región del cerebro situada en el lóbulo Temporal, que en el hombre realiza una actividad fundamental para llevar a cabo funciones superiores cognoscitivas como el aprendizaje y la memoria, presenta una degeneración muy característica en la EA.

Las neuronas del hipocampo, para mantener sus funciones a pleno rendimiento, precisan que los genes de sus núcleos (decenas de miles) se expresen de manera correcta y coordinada, dando lugar a distintos tipos de proteínas que son las piezas de la maquinaria celular que va a producir las respuestas neuronales correctas que son la  base de esas funciones cognoscitivas. Para conseguir la expresión correcta y coordinada de los genes, estos se organizan en grupos funcionales donde existe una relación jerarquizada de forma que algunos genes ejercen una función reguladora sobre ciertos otros que “trabajan” de forma subordinada y ordenada para que la neurona alcance su funcionalidad óptima (ver esquema).

Los estudios de estos investigadores han puesto de manifiesto que tanto los traumatismos craneales como el exceso de fructuosa en la dieta alteran la expresión (función) de algunos de los genes reguladores principales con lo que quedan “descoordinados” los varios cientos de genes  que antes dirigían.

A la larga, la descoordinación de estos genes da lugar a la formación de proteínas en exceso o deficitarias de manera que la neurona  ya no funciona de manera correcta o puede llegar a morir. La pérdida de disfunción de estas neuronas conduce a la EA o a transtornos  psiquiátricos (depresión, esquizofrenia, TDH).

Un hecho positivo es que se ha encontrado que algunas substancias, como algunos ácidos grasos omega tres, son capaces de prevenir el deterioro de las neuronas causado por el exceso de fructosa en la alimentación en modelos experimentales de ratón. Ello abre la posibilidad de una prevención terapéutica en la EA mediante una vida sana y una dieta adecuada.

Esquema que muestra la teoría sobre la alteración traumática o metabólica de genes regladores.

A la izquierda se representa un “gran núcleo” de varios genes coordinados bajo el dominio de dos genes  Anxa2 y Ogn; en rojo). En la derecha se representa un conjunto de agrupaciones de pocos genes ya descoordinados funcionalmente tras la contusión, que no “trabajan” conjuntamente y van a producir alteraciones de las neuronas

Para más información:

-              Head injuries can alter hundreds of genes and lead to serious brain diseases, UCLA biologists report. UCLA Newsroom, 8-Marzo-2017

 -              Q Meng y cols. Systems Nutrigenomics Reveals Brain Gene Networks Linking Metabolic and Brain Disorders. BioMedicine 7:157-166 (2016)

Visto 440 veces Modificado por última vez en Martes, 14 Marzo 2017 00:17